Hoy

Canadá acusa a China de inundar de acero y aluminio baratos

La Jornada/Notimex y AFP

El primer ministro de Canadá Justin Trudeau acusó el lunes a China de colmar los mercados mundiales con su acero y aluminio baratos e indicó que ha dado pasos para evitar que perjudique a su país.

“Estamos muy preocupados por las acciones emprendidas por China y el dumping del acero y aluminio en el mercado mundial”, dijo Trudeau a periodistas.

Sus comentarios fueron hechos en medio de creciente tensión en el comercio mundial luego de que Estados Unidos Unidos impuso elevados aranceles al acero y el aluminio importados. Canadá, el mayor abastecedor al mercado estadunidense de esos productos, fue exento temporalmente de esos aranceles.

Trudeau que el acero y aluminio que produce su país están considerados entre los más limpios del mundo.

El líder liberal anunció este lunes que esta misma semana recorrerá todo el país para reunirse con los productores de estos metales, tanto en el norte de Québec como en las costas de St Lawrence Valley y de los Grandes Lagos.

“Estas industrias proveen buenos empleos a las clases medias y juega un importante rol en nuestra economía”, afirmó el gobernante.

Agregó que gracias a la incorporación de nueva tecnología y recursos de energía limpia, Canadá produce acero y aluminio que están entre los más limpios.

El jueves pasado la administración estadunidense anunció aranceles de 25 por ciento al acero y de 10 por ciento al aluminio.

Por ahora México y Canadá estarán exentos de esos aranceles, pero la administración del presidente Donald Trump apuntó que ello dependerá del avance en la  renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), que sólo ha cerrado seis de 30 capítulos en siete rondas.

“Reconocemos el esfuerzo de nuestros acereros para hacer negocios que son competitivos en el mercado global. Sabemos que enfrentan desafíos reales que incluyen preocupación acerca de la sobrecapacidad global y nuestro integrado mercado de Norteamérica”, dijo Trudeau.

Trudeau explicó que su gira por las industrias canadienses de estos metales será para discutir directamente con los trabajadores y empresarios las formas de “enfrentar juntos” estos retos del comercio mundial, para que las industrias del acero y aluminio canadienses crezcan y tengan éxito.

Canadá es el principal abastecedor de estos metales a Estados Unidos con más del 6 por ciento del acero y más del 40 por ciento del aluminio. Las exportaciones canadienses al mercado estadunidense de estos dos metales alcanzaron el año pasado los 15 mil millones de dólares.

Ante el anuncio de Donald Trump respecto a que por ahora sus dos socios del TLCAN quedarán exentos de los aranceles, pero que ello dependerá de las concesiones que hagan a sus demandas proteccionistas, Ottawa ha sido claro desde el principio diciendo que su posición en la mesa trilateral no cambiará.

La ministra de Asuntos Exteriores de Canadá, Chrystia Freeland, señaló el jueves que la excepción lograda para Canadá es “un paso hacia adelante”, pero recalcó que el gobierno canadiense seguirá trabajando con sus aliados estadunidenses para lograr una excepción permanente.

“Nuestro trabajo continuará hasta que la amenaza de las tarifas haya desaparecido completamente”, dijo la funcionaria, quien agradeció a los “amigos estadunidenses que nos apoyaron”.

En este sentido Trudeau dijo este día que “seguiremos apoyando a los trabajadores canadienses del acero y el aluminio porque significa defender los intereses primarios y valores de nuestro país para que nuestras industrias y negocios puedan seguir impulsando el crecimiento económico y crear los buenos empleos de clase media que necesitamos para nuestra prosperidad futura”.

 

Hoy

    Aún no hay publicaciones regresa mas tarde

13/03/2018